¿Qué cosas puedo hacer en Bogotá?

Siempre he pensando que la mejor manera para disfrutar de un destino, sobretodo cuando se trata de grandes ciudades como Bogotá, es convertirte en un citadino más. El secreto para ello es saber combinar lo que nos gustaría ver y lo que queremos aprender.

Por ello, aquí te recomiendo 10 destinos imprescindibles que te servirán para conocer esta enorme capital que a primera instancia te intimida, pero que luego se convierte en una ciudad tranquila y contemporánea, además de sentirte rápidamente en casa por el trato amigable de sus habitantes:

1. Monserrate:

Visitar el cerro de Monserrate es una experiencia agradable para quienes gustan apreciar de la arquitectura y tradición religiosa de las ciudades, y a su vez gozar de un paseo al aire libre desde las alturas (3200m de altitud). Aquí puedes disfrutar de hermosos paisajes y tener una las mejores vistas de Bogotá. Las formas de subir el cerro Monserrate pueden ser por funicular o teleférico, el costo en ambos es de $8,500 pesos la subida y otros $8,500 para la bajada. Si te gustan los retos, puedes hacerlo a pie, tras 1,500 escalones y unos 60-90 min llegas a la cima. La historia y la tradición es subirlo arrodillado (Los feligreses lo subían arrodillados para hacer su propia vía crucis). Mi opción fue hacerlo en funicular porque quería pasar más tiempo. Por lo menos, recomiendo estar unas 4 horas ahí, para apreciar un poco más de la arquitectura, tomar un café desde afuera con una hermosa vista y visitar su singular mercado para probar deliciosos platos típicos de Colombia y mirar un poco del arte de sus artesanías, fiel reflejo del imaginario de sus pueblos.

Para llegar a la estación inicial, en donde se encuentra el funicular o el teleférico, se puede tomar el Transmilenio hasta el centro y allí tomar un taxi que realice el pequeño recorrido hasta el punto de subida al cerro.

 

monserrar

2.Centro Historico de Bogotá: La Candelaria

Un barrio colonial con empinadas calles, museos y teatros por donde deambula la mayoría de viajeros. Conserva iglesias y casonas que reflejan la arquitectura donde habitaron españoles, virreyes y ciudadanos comunes. Me dijeron que existen recorridos turísticos gratuitos y pagados. El gratuito nunca lo pude descubrir, así que opté por pasear sola por las calles e ir conociendo un poco por mi misma, hasta que me encontré con la recreación de un tranvía llamado “El tranvía de Bogota”, el cual por $15,000 pesos, nos hizo un recorrido de 1 hora a través del centro histórico de la Candelaria y sus alrededores. Una buena opción para conocer un poco sobre la historia que encierra cada pasaje de este barrio.

 

cande2

3. Museos:

Para quienes gustan de los museos, las mejores opciones que destaco son:  

  • Museo Botero: Una divertida exposición de obras de arte hechas por el más representativo artista Colombiano Fernando Botero, caracterizado por hacer de sus creaciones las más grandes muestras de volumen exaltado (Gordura).  El ingreso es gratuito y esta cerrado los martes.
  • Casa de la Moneda: Lo genial es que se encuentra al costado del Museo Botero e incluye, además de la historia de las monedas nacionales, una interesante exposición de arte precolombino.
  • Museo de Oro: Una exposición de más de 34,000 piezas de oro de las principales culturas prehispánicas de Colombia. Cuenta con unas salas temáticas que te dan detalle sobre todo lo que se expone. El precio de entrada es de  $3,000 pesos.
  • Museo Nacional de Colombia: Un museo instalado en una antigua cárcel. Un repaso por la historia colombiana desde los primeros indígenas hasta la actualidad. La entrada es libre y los lunes está cerrado.
  • Casa museo Quinta Bolivar: Es un típico caserón obsequiado a Simón Bolívar por el gobierno colombiano. El libertador vivió ahí por algunas temporadas, por ello se conservan muebles, trajes, armas, documentos y otros objetos que le pertenecieron.
  • Museo de Arte Colonial: Se exhiben obras de importantes pintores del siglo XVII y XVIII como Vasquez de Arce y Ceballos, Figueroa, Antonio Acero y Francisco de Sandoval. Una bonita colección de pinturas y dibujos.
  • Museo Histórico de la Policia: Aquí podrás conocer un poco más sobre la historia de la captura de Pablo Escobar. Es un museo entre lo macabro y cómico.

 

botero

 

4.Plaza de Bolivar:

Esta plaza es el corazón del casco histórico de Bogotá. Está ubicada entre la Calles 10 y 11 y Carreras 7 y 8. Ahí se puede apreciar hermosos edificios de estilo griego como el Capitolio Nacional de Colombia  (Cerrado al público). Frente a él se encuentra el Palacio de Justicia y al lado oeste la Alcaldía. Además te toparás con la famosa Catedral Primada, la iglesia más grande de Bogotá y al costado la Capilla del Sagrado. Cerca de ahí, también podrás encontrar mercados con artesanías en caso quieras llevarte varios recuerdos, ya que en estas ferias encuentras los precios más baratos que cualquier otro lugar.

 

bolivar

 

5. Mirador Torre Colpatria

Entre los 10 edificios más altos de Sudamérica, un rascacielo en pleno centro. Puedes subir por ascensor hasta el piso 48  y tomar fotos maravillosas de Bogotá y sus más representativos cerros desde una vista de 360°.

 

torrecolpa

 

6. Jardín Botánico:

Más conocido como el Jardín Botánico “José Celestino Mutis”. Un tranquilo y especial lugar para tomar un poco de aire, y caminar entre los árboles. Promueven y realizan actividades de conservación, educación ambiental e investigación sobre la diversidad de la flora colombiana. Está abierto todos los días y la entrada está entre $2,000 y $3,000 pesos.

 

botanicp

 

Alrededores de Bogota:

 

7. Zipaquirá:

Una bonita ciudad, conocida por que a 50 km de ahí se encuentra uno de lo más resaltantes atractivos de la visita a Bogotá: La  Catedral de Sal, construida en una antigua mina de sal. Para llegar aquí puedes tomar el Transmilenio rumbo al Portal Norte para tomar un bus hasta Zipaquirá, el costo por este viaje es de $4,000 pesos y el tiempo de viaje es aproximadamente 50 minutos. Llegando a “Zipa” puedes tomar en el centro (cerca del puesto de información turística) un tren que por $29.000 pesos te lleva a la catedral, además de darte un recorrido por el centro histórico de la ciudad. El tiempo de este tour tarda entre 1.30 y 2.00 horas. Una catedral hermosa, convertida en un recreación abstracta hecha de sal y a la vez este arte es un vía crucis. Si llevaste un poco más de dinero puedes comprar ahí bellas esmeraldas, además de otros souvenirs ¡No te pierdas el show de luces!

 

cruz

8. Guatavita:

Luego de probar por la mañana unas ricas arepas con huevos revueltos de desayuno, partí nuevamente desde la estación Ciudad Universitaria del Transmilenio rumbo al portal Norte para ir al pueblo de Guatavita, famoso por su laguna. Lo genial de hacer este viaje por ti misma es que puedes administrar tus tiempos y no pasa nada porque es fácil de llegar a la estación Portal Norte de donde salen constantemente buses que te llevan hasta ahí. El costo del bus es de $8000 pesos y el tiempo de viaje es de 1.30 horas. Al llegar al pueblo puedes tomarte el tiempo para conocer un poco de sus hermosas edificaciones y su plaza principal, además de almorzar una deliciosa y tradicional trucha por $13,000 pesos. En la misma plazuela puedes comprar un billete de traslado en bus hasta la laguna. El viaje es una media hora más desde el pueblo hasta la reserva donde está la laguna. El precio de ingreso para extranjeros es de $14,000 pesos y para colombianos es $9,000. El tour es de 1.30 horas y el guía te va contando sobre la historia de los Wiskas y la relación de la leyenda de “El Dorado” con la laguna. 

guatavita

9. Nemocón:

Muy poco mencionada en los tours, pero una vez ahí te quedas sorprendido por todo lo que puedes aprender en su conocida Mina de Sal. Desde Zipaquirá se puede tomar un bus que por $2500 pesos te lleva al pequeño pueblo de Nemocón. La entrada a esta Mina cuesta $20,000 pesos  y en 1.30 horas recorres todo lo que envuelve este atractivo lugar que a mi parecer es más real de lo que vi en Zipaquirá. Al acabar el recorrido volví a la plaza para tomar el bus de regreso directo a Bogotá. Cabe resaltar que ambos recorridos de la Catedral y la Mina de Sal también puedes hacerlo en tren, pero debes reservar con tiempo los pasajes porque se terminan, para más información puedes ver en la página oficial del Turistren.

 

nemocon

10.Villa de Leiva:

Si te encantan los pueblos coloniales, este es el lugar perfecto. Se disfruta de un clima suave, seco y hasta saludable. Puedes irte hasta el terminal de buses: Portal Norte y tomar un bus hasta Tunja en un recorrido de dos horas y media. De Tunja salen colectivos con rumbo a Villa de Leyva y son sólo 45 minutos.  Una de las formas que puedes descubrir  la zona es en bicicleta o a caballo. Se pueden observar lindas cascadas y su plaza de armas es una de las más grandes que he visto. Si tienes tiempo vale la pena pasar por lo menos una noche en este lindo lugar declarado monumento nacional.

 

villa

Lo +

En la mina de sal de Nemocón hubo muchas cosas que llamaron mi atención, entre ellas este lindo corazón y cuenta la historia que un minero lo talló en sus ratos libres en honor a su esposa e hijos que no podía ver en meses.

 

corazon

 

Datos Útiles:

  • Al salir del Aeropuerto “El Dorado“, puedes tomar un taxi desde ahí mismo y pagar un aproximado de $11 a $15 dólares según el lugar donde vayas. Cuenta con un buen servicio de taxis, todos de color amarillo.
  • Es recomendable llevar un impermeable como ropa de abrigo debido a que su temperatura media local es aproximadamente 14°, es decir hace hace frío y llueve casi la mayor parte del año.
  • Trata de utilizar el Transmilenio cada vez que puedas. Este sistema de transporte es muy completo y te conecta con casi toda la ciudad. Con unos $2000 pesos compras una tarjeta y con cada $1800 pesos (Costo aproximado cada pasaje) la recargas. Así que cuando te sea útil ¡Úsalo!
  • Los domingos y días festivos de 7.00 am a 2.00 pm residentes y visitantes pueden pasear en bicicleta por las principales vías de la ciudad. Bogotá es el paraiso de los ciclistas.
  • Mi presupuesto aproximado 7 días (Transporte, comida, hospedaje y entradas): $400 dólares. (No incluye boleto aéreo).

 

Comments

comments

Tagged with:     , ,

About the author /


Brenda Navarro

Marketera de vocación y viajera apasionada. Siempre me gustaron los cactus y su filosofía de existencia y supervivencia.

Comments

Post your comments

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Acerca del cactus

Caminando por ahí, me encontré un cactus en el camino, el me quedé mirando y yo a él, desde entonces decidí llevármelo para hacerlo parte de mi recorrido, las espinas son solo para protegerse.